Home → BUSINESS → ¿Tiempos difíciles para Apple?

¿Tiempos difíciles para Apple?


______________________________________________

 

No todo va viento en popa en Apple. Las acciones la multinacional estadounidense han caído un 12% desde que la compañía publicara sus últimos resultados hace escasas dos semanas, un dato que evoca al accidentado año 2012, en el cual sus acciones llegaron a desplomarse un 44% en la bolsa.
APPLE--IEMPOS-DIFICILES
En aquel momento, se señaló a su buque insignia, el iPhone, como el culpable del deterioro de la marca. La acogida del iPhone 5, lanzado en otoño de 2012, no fue tan buena como se esperaba. La rentabilidad de Apple quedó comprometida por el aumento de los costes para mantener la competitividad de sus dispositivos, hasta el punto de que su margen bruto cayó al 37,4% durante el primer trimestre, tras haber alcanzado un 47,2% en el año anterior.
Las expectativas de los analistas se han visto cumplidas tras la presentación de los resultados financieros de la compañía hace dos semanas, tal y como demuestran los últimos movimientos de los accionistas, que han decidido “deshacerse” de un 35% de los títulos, en términos interanuales.

A día de hoy, investigadores de FactSet estiman un crecimiento de tan solo un 1% en las ventas del iPhone durante el año fiscal 2016. Por su parte, Vamsi Mohan, del Banco America Merril Lynch, opina que el último trimestre del pasado año representará el mayor pico de ventas para el iPhone hasta que se produzca el lanzamiento del nuevo modelo a finales de 2016.

A este dato se suma la preocupación sobre el posible agotamiento del mercado chino, que actualmente representa un 25% de sus ingresos. Allí, Apple ha perdido el liderato quedando relegado a un tercer puesto en las ventas de smartphone, detrás de compañías locales como Xiaomi y Huawei.

Por el momento, no se espera mejora alguna en estos aspectos, lo cual puede acarrear graves consecuencias para la marca. Si se repite la historia, las acciones podrían llegar a desplomarse aún más. Steve Milunovich, analista de UBS, estima que solo el 27% de los usuarios de iPhone renovarán su terminal por los nuevos modelos 6 y 6 Plus a finales de septiembre. Habrá que esperar al iPhone 7 para que se produzca un importante incremento en las ventas.
El iPhone es un arma de doble filo para la marca. Su gran número de “adictos” constituye la razón de mayor peso para apostar por la compañía, pero también puede ser el motivo para dejarla de lado.